Los máximos responsables de la organización agraria ASAJA de León presentaron hoy a los medios de comunicación el informe anual de la agricultura y la ganadería correspondiente al pasado año 2017. La valoración del año agrícola es ya un clásico desde hace más de 25 años, y es el documento más serio de cuantos se publican con datos de la realidad del sector.
El año 2017 se caracterizó por las pérdidas en cosecha debido a la climatología, tanto de sequía como de heladas, unas pérdidas valoradas en 171,89 millones de euros, lo que hizo caer la renta agraria en un 59,27% respecto a las cifras más habituales en la provincia.
El sector ganadero mantuvo sus censos en las producciones cuantitativamente más importantes, como son vacuno de carne y leche, ovino de carne y leche, y equino, y ha experimentado subidas en porcino, avicultura de carne y avicultura de puesta. También hay incremento de censo en los asentamientos de colmenas.
El año 2017 se cerró con 6.972 cotizantes a la Seguridad Social como autónomos de la agricultura y la ganadería, un 3,39% menos que en 2016. Los asalariados del sector fueroN 1.852, superando un 2,2% los del año anterior. Autónomos y asalariados, en su conjunto, representan el 5,72% de todos los cotizantes de la provincia de León, a la Seguridad Social, a fecha 30 de diciembre de 2017. Los ciudadanos extranjeros representan el 42,82% de todos los asalariados del campo, y dentro de este grupo, el 61,85% proceden de países de fuera de la Unión Europea.
León, 18-01-2018.

ADJUNTOS

Compartir