La aplicación del articulo 69 de la reforma de la PAC, que aprobó a finales de julio el MAPA con la oposición de algunas comunidades autónomas, entre ellas Castilla y León, figura ya en el borrador de un real decreto entregado a las organizaciones agrarias, y sobre el que se discutirá en una reunión convocada para el próximo martes.

LA GANADERIA DE CASTILLA Y LEON PERDERÁ DINERO CON LA APLICACIÓN DEL ARTÍCULO 69 DE LA REFORMA DE LA PAC.

 

La aplicación del articulo 69 de  la reforma de la PAC, que aprobó a finales de julio el MAPA con la oposición de algunas comunidades autónomas, entre ellas Castilla y León, figura ya en el borrador de un real decreto entregado a las organizaciones agrarias, y sobre el que se discutirá en una reunión convocada para el próximo martes.

 

La incidencia de dichos acuerdos sobre la ganadería de Castilla y León no puede ser peor. Así, en el sector lácteo se detraerán cada año 2,7 millones de euros, de los cuales el  39 % no revertirá de nuevo en la región y por el contrario tendrá como destino explotaciones ganaderas de otras regiones. Castilla  y León dejará de recuperar 1 millón de euros al establecerse una cláusula por la que se limita el pago de esta ayuda a 250 toneladas de cuota por explotación, cifra próxima a la media regional.

 

A principios de la campaña en Castilla y León había  3.554 ganaderos dedicados a la producción de leche, con una cuota de 817.246 toneladas. La cuota media por explotación es de 230.000 kilos. Los ganaderos de más de 250.000 kilos de media, producen 560 millones de litros de leche, lo que supone el 70% de la leche producida.

 

Respecto al vacuno de carne la propuesta del ministerio de Agricultura no es menos perjudicial para esta región. En el reparto del dinero recaudado se aplican criterios de modulación en los que por ejemplo se excluyen a las ganaderías de más de 100 vacas nodriza, dejando por tanto fuera una gran parte de la ganadería profesional sobre todo en provincias como Salamanca o Ávila.

 

ASAJA se ha manifestando desde el principio en contra de la aplicación del artículo 69 de la reforma de la PAC por entender que era una forma de “meter mano en el bolsillo” de los agricultores y ganaderos, y que el destino del dinero recaudado se iba a distribuir con criterios políticos, como ahora se demuestra que va a ser. La organización agraria ASAJA manifestará de nuevo esta oposición en la reunión del ministerio del próximo martes, y pedirá en todo caso que las decisiones que se tomen no supongan una desviación de fondos de unas regiones a otras, así como que no se perjudique a los ganaderos profesionales.

 

 

 

León a 9 de Septiembre de 2005

Compartir