ASAJA tilda de lamentable que algunos traten de “enmarranar” estas  cuestiones, tratando de mezclarlo con cuestiones políticas

Era un acto programado hace un mes. ASAJA-Ávila ha presentado en sociedad los talleres que lleva haciendo los últimos cuatro años por la provincia, llevando actividades a todo el medio rural; más en concreto a todos los ayuntamientos que así lo han solicitado.

Son actividades que podemos realizar desde ASAJA gracias a las ayudas convocada por el Ecyl, que consiguen un doble objetivo. Por una parte sacar del paro a personas que tienen difícil empleabilidad; en este caso 40 personas que trabajan a jornada completa desde enero hasta junio, y que a su vez lo que hacen es dinamizar los pueblos donde no hay apenas actividades.

En ASAJA-Ávila llegamos a más de un centenar de municipios a través de 40 monitores e imparten cerca de cien talleres diarios. Al cabo de la semana puede rondar el medio millar de acciones.

Son talleres que se destinan a nuestros mayores, como por ejemplo agilidad mental o gimnasia de mantenimiento. Hay talleres para hombres y mujeres de autoempleo y formación. Y además actividades para los jóvenes, sin olvidar a los niños, que aprenden por ejemplo el denominado “taller de minichef”, fomentando la igualdad entre mujeres y hombres desde la infancia.

El presidente provincial, Joaquín Antonio Pino ha querido dejar claro que ésta labor se lleva haciendo los últimos años y que los municipios y el tejido asociativo están encantados con estos talleres y que se vuelve a hacer en esta edición con el mismo esfuerzo y con las mismas ganas que otras ediciones.

Pero también ha querido poner de manifiesto que es lamentable que algunos traten de “enmarranar” estas  cuestiones, tratando de mezclarlo con cuestiones políticas. “Hace falta tener poca vergüenza y tener mucha cara  para denunciar unas actividades que se llevan haciendo años, que lo han podido hacer ellos y solicitado y nunca lo han hecho, que además en la convocatoria también han sido beneficiarios. “

Ha deseado dejar claro que con total transparencia se sabe lo que se hace con fondos públicos en ASAJA-Ávila, pero hay otras asociaciones como Asodema o las mujeres del campo de la UPA de Ávila, que no se sabe muy bien hacia dónde va destinado su subvención y que actividades  de interés social realizan en los municipios de la provincia.

Un acto que contaba también con la presencia del presidente regional de ASAJA, Donaciano Dujo. En sus palabras la agricultura, la ganadería y el medio rural son vitales para la Organización Agraria, pero no olvidan que el desarrollo rural es otro pilar fundamental.

“Hay que luchar contra la despoblación y si algo le preocupa a ASAJA, y por eso está en su propio nombre, son los jóvenes. Por eso se lucha por traer savia nueva al territorio”.

Apostilla Dujo que no se puede estar en el medio rural sino hay actividades o modos de empleo, o conocimientos.

“ASAJA de Ávila pone con total transparencia, voluntad y trabajo, todos los fondos al servicio del medio rural de Ávila. Es una labor que con gran orgullo tiene esta asociación, para hacer las cosas en servicio de los demás”.

Donaciano Dujo se ha preguntado si hay cuestión más loable que ésta y si se puede criticar esta actitud.  “Cuando se hacen las cosas bien, lo que ha de hacerse es aplaudir, que asociaciones como ASAJA estén en pro de la convivencia próspera de los pueblos y de sus ciudadanos”.

ASAJA tiene claro que lo más importante para la asociación son las personas, su felicidad, su convivencia y prosperidad.

Compartir