UNA LEY DE ARRENDAMIENTOS QUE NOS PERJUDICA

42

La Cámara Agraria Provincial no puede por menos que hacer suya la preocupación y reivindicaciones de las organizaciones agrarias respecto a al proyecto de Ley de Arrendamientos Rústicos, actualmente en fase parlamentaria, y que con toda probabilidad se aprobará y entrará en vigor antes de finales de año.

UNA LEY DE ARRENDAMIENTOS QUE NOS PERJUDICA

Fausto Sevilla Santos *

La Cámara Agraria Provincial no puede por menos que hacer suya la preocupación y reivindicaciones de las organizaciones agrarias respecto a al proyecto de Ley de Arrendamientos Rústicos, actualmente en fase parlamentaria, y que con toda probabilidad se aprobará y entrará en vigor antes de finales de año.

El nuevo texto jurídico, que sustituye al de 1980 con modificación parcial en 1995, supone un claro perjuicio para los arrendatarios de fincas rústicas, que pierden la inmensa mayoría de sus derechos a favor de los propietarios de tierras. Así, el plazo mínimo de los arrendamientos pasa de cinco a tres años, desaparece el derecho de adquisición preferente por parte del arrendatario cuando se enajenan las fincas, se elimina la figura de la Junta Provincial de Arrendamientos Rústicos cuyo fin era la resolución de conflictos como paso previo a la vía judicial, potencia a las sociedades con respecto a la figura del agricultor profesional, y apuesta por un modelo de agricultura que está muy lejos de parecerse al que tenemos en nuestra provincia.

Si el nuevo texto jurídico ha levantado críticas en toda España, con más motivo en una provincia como la nuestra donde un agricultor profesional cultiva de media como fincas arrendadas dos tercios de su explotación, llegando a las tres cuartas partes en el caso de los jóvenes agricultores, y donde el arrendador tiene que entenderse con varios propietarios. Y en un momento en el que el mercado de la tierra es escaso y caro para el que la trabaja, la nueva Ley lejos de poner soluciones a los problemas, contribuye a acrecentarlos y crear otros nuevos.

Por todo esto, desde la Cámaras Agraria Provincial hacemos un llamamiento al Gobierno, y en este momento a los grupos parlamentarios en el Congreso, para mejorar un texto que es lesivo para los intereses de nuestros agricultores y ganaderos profesionales.

* Presidente Cámara Agraria Provincial de León

Compartir