La Asociación Española de Ciudades del Vino (Acevin) ha publicado el noveno informe anual sobre la Demanda del Turismo del Vino, que permite conocer los intereses del turismo enológico y refleja los datos recogidos durante el segundo semestre de 2017 y el primero de 2018.

El informe, recogido detalladamente por efeagro, resalta un aumento significativo de las pernoctaciones, una modalidad que elige el 58,78 % de los españoles frente al 41,22 % que opta por las escapadas sin estancia; este repunte está vinculado al incremento de las escapadas familiares, que suben un 1,3 %.

La estancia media se sitúa en los 2,43 días frente a los 2,54 días registrados en el informe anterior, lo que “deja un margen de mejora en el desarrollo de propuestas y actividades que animen al turista a alargar su estancia”, señalan desde Acevin en un comunicado.

Los hoteles de cuatro estrellas continúan siendo la opción estrella entre los enoturistas, seguidos de los alojamientos de turismo rural, que han subido un 19 % y son la segunda opción preferida por este tipo de viajeros.

“Este dato puede guardar relación con el aumento de los viajes en familia, pero también indica que cada vez se valoran más aspectos como el contacto con el medio y la cercanía que suelen ofrecer estos tipos de alojamientos”, señalan.

“Este dato puede guardar relación con el aumento de los viajes en familia, pero también indica que cada vez se valoran más aspectos como el contacto con el medio y la cercanía que suelen ofrecer estos tipos de alojamientos”, señalan.

Por otra parte, constata que el 53,5 % de los enoturistas realiza sus reservas a través de Internet (2 %) y que cada vez son más los que reservan servicios con antelación: solo el 20,1 % llega al destino sin haber contratado ninguna actividad.

Las visitas a bodegas(86,8 %) son su propuesta preferida, con una media de 1,94 visitas; tras ellas figuran disfrutar de la gastronomía local (56,8 %), degustar vinos (54,4 %) y visitar municipios vitivinícolas (48,8 %).

A la hora de elegir un destino vitivinícola, este tipo de viajeros valora poder practicar enoturismo, los motivos de ocio y vacacionales, las recomendaciones hechas por amigos o familiares, y la calidad de los vinos.

Entre las rutas que tienen pensado visitar a lo largo del año resaltan Ribera del Duero (34,3 %), Rías Baixas (30,6 %), Rioja Alta (27,5 %), Rioja Alavesa (26,5 %), Navarra (25,3 %) y El Bierzo (24,2 %). Rueda (20,6 %), Txakoli (18,2 %) y Somontano (17,0 %) son otras de las rutas preferidas.

En cuanto al perfil del enoturista, se perfilan con un 55,3 % de las mujeres frente al 44,7 % de los hombres; con edades comprendidas entre los 46 y los 65 años, aunque aumentan las personas de entre 36 y 45 años (38,2 %) y de entre 18 y 25 años (6,9 %).

 

Compartir