Contra las campañas de “acoso y derribo” contra alimentos -el último, el azúcar- ASAJA defiende la libertad e inteligencia de los consumidores para elegir una dieta equilibrada, sin demonizar ningún nutriente, todos necesarios en su justa medida.

Ante la irracional y desproporcionada campaña publicitaria emprendida por el  ministerio de Sanidad en la que se llega a afirmar que #ElAzúcarMata, ASAJA hace un llamamiento a los consumidores para que desoigan  los mensajes destinados a desechar el azúcar de la dieta y promueve un consumo equilibrado de este producto que tiene efectos beneficiosos para el organismo. Esta campaña es la antítesis de las que años atrás se han venido promoviendo desde el sector azucarero y que aconsejaban su consumo: “Azúcar, energía para parar un tren” o “Que no te amarguen la vida. Ponle azúcar”, sin que ninguna autoridad sanitaria o de otra índole desautorizara las mismas.

Muchos han sido los endocrinos, nutricionistas y dietistas que, en los últimos años, han reconocido los efectos beneficiosos de la glucosa en el organismos y concretamente como nutriente importante para el cerebro. Si bien es cierto que hablan de consumo razonable, esto parece lógico y aplicable a prácticamente cualquier alimento que en la proporción adecuada es necesario y saludable pero que en exceso resulta perjudicial para la salud.

Por eso no entendemos que desde el ministerio de Consumo se haga bandera en contra de un producto natural como el azúcar, con una campaña brutal de desprestigio que criminaliza a todo un sector. Lamentablemente, el sector remolachero-azucarero que da empleo a más de 6.000 personas en España  (4.000 productores y 2.000 puestos de trabajo entre directos e indirectos) pasa, desde hace dos décadas, por una profunda restructuración que le ha supuesto su reducción a la mitad, aunque paradójicamente España es deficitaria en azúcar porque producimos 500.000 mil toneladas y tenemos que importar prácticamente otro tanto. Lo último que necesita el sector es que el ministro Garzón le dirija sus furibundos ataques. En este sentido, el presidente de ASAJA, Pedro Barato, señala: “Pedimos a Alberto Garzón, una vez más, que retire esta campaña improcedente que criminaliza a los productores. De lo contrario, nos veremos obligados a adoptar otras medidas”

A esta tremenda campaña de acoso y derribo se ha unido la disparatada iniciativa del Gobierno de subir el IVA de las bebidas azucaradas, que con el pretexto de velar por la salud de los ciudadanos  esconde un afán recaudatorio voraz sobre sus administrados. En opinión de ASAJA, la puesta en marcha de esta medida, una vez aprobados los Presupuestos Generales del Estado, supone otro duro golpe que tendrá importantes repercusiones tanto para los productores como para la industria y distribución agroalimentarias, en un momento de graves dificultades económicas para todos.