Hoy martes los responsables de ASAJA han presentado una denuncia ante

la Fiscalía de los Juzgados de Benavente para que se investigue el posible tráfico de datos personales de cultivadores por parte de Azucarera Ebro.

La organización agraria ASAJA ha detectado que Azucarera Ebro ha entregado los listados confidenciales de los cultivadores de varios colectivos que contratan con la fábrica de Benavente a una empresa privada denominada Agroteo, S.A., que compite con las organizaciones agrarias en las labores de contratación de remolacha y servicios al sector. Se da la circunstancia que existe una estrecha relación entre Agroteo y Azucarera Ebro, siendo esta segunda accionista destacado de la primera. Para ASAJA no existe duda alguna de que el tráfico de datos se ha producido, aunque lógicamente es difícil demostrarlo documentalmente. Este hecho podría haberse producido también en otras azucareras, lo que se confirmará en los próximos días.

La organización agraria ASAJA considera que Azucarera Ebro, S.L. y Agroteo, S.A. han incurrido en infracción grave tipificada en la Ley Orgánica 15/1999 de Protección de Datos Personales, y en este sentido ha elaborado un escrito acompañándolo de la documentación correspondiente que ha presentado ante el Ministerio Fiscal de los Juzgados de Benavente (Zamora). El Fiscal podrá comprobar si Azucarera Ebro tiene establecidos todos los mecanismos de control que exige la Ley, y acceder a los ficheros de Agroteo para aclarar el origen de las direcciones de los remolacheros de ASAJA. Según la Ley, los datos de carácter personal sólo podrán ser comunicados a un tercero (Agroteo) para el cumplimiento de fines directamente relacionados con las funciones legítimas del cedente y del cesionario, con el previo conocimiento del interesado. Pero en este caso ni ha sido para funciones legítimas, ni el interesado ha dado su consentimiento.

Por otra parte, la Estipulación 16.5 del Acuerdo Marco Interprofesional Remolachero regula el tratamiento de los datos personales, haciendo alusión expresa a cumplir con lo establecido en la Ley de Protección de Datos, y dejando claro que “toda información obtenida que esté individualizada a nivel de contratantes tendrá carácter reservado, no pudiendo sacar de la fábrica ni divulgar por ningún medio este tipo de información”. Está claro que Azucarera Ebro una vez más, además de no respetar las leyes, e incumple de forma sistemática los acuerdos interprofesionales que firma con el sector productor. En este sentido, y ante el incumplimiento de dicho A.M.I., ASAJA pondrá el asunto del “tráfico de datos personales” en conocimiento de la Mesa Zonal y Nacional del Acuerdo Marco para que adopte las medidas oportunas y en especial para que se evite que situaciones similares vuelvan a producirse.

La denuncia ante la Fiscalía se ha presentado hoy martes, en los Juzgados de Benavente. Representando a los colectivos remolacheros de ASAJA de Palencia, Zamora y León han acudido Donaciano Dujo, presidente de ASAJA-Palencia y presidente regional; Vicente Calzada, presidente de ASAJA-Zamora; Marino Fernández, presidente de ASAJA-León, y José Antonio Turrado, secretario de León y también de la regional. Los miembros de ASAJA han presentado las denuncias ante la Fiscalía para después trasladarse a la Azucarera de Benavente y hacer llegar las quejas al Jefe de Cultivos de dicha azucarera.

Compartir