La reivindicación de mejoras en las campañas de saneamiento para que no perjudiquen al ganadero es clave para ASAJA. En las últimas semanas la organización se ha reunido con responsables de la Junta y del Ministerio.

Lograr las mejoras precisas en las campañas de saneamiento ganadero para que sean eficientes pero a la vez más flexibles con las necesidades de los profesionales es una reivindicación permanente de ASAJA de Castilla y León. En las últimas semanas responsables de la organización en la comunidad autónoma han expuesto sus peticiones, recogidas en un documento, ante las dos administraciones implicadas, la Junta de Castilla y León, competente en al ejecución de las campañas de saneamiento, y ministerio de Agricultura, encargado de elaborar la normativa nacional y vertebrar las medidas en el complejo mapa autonómico.

Así, estos días se celebraba un encuentro con el director general de Producciones Agropecuarias, Óscar Sayagués, y posteriormente, ayer jueves, con el director general de Sanidad de la Producción Agraria del ministerio, Valentín Almansa. En ambos encuentros hubo receptividad a las propuestas de ASAJA, aunque cualquier pequeño cambio en materia de saneamiento exige un amplio consenso y compromiso por parte de todos los implicados.

ASAJA subraya que “nosotros no cuestionamos los principios básicos de la campaña de saneamiento, que ha permitido a Castilla y León probar el alto nivel sanitario de su cabaña y ampliar mercados. Pero sí se puede y debe flexibilizar aspectos que están perjudicando al ganadero cuando surge un caso positivo”.

Tal como admiten los mismos responsables de la administración, es complicado pero no imposible introducir cambios en el programa nacional de erradicación de enfermedades. Hay que hacer buenas propuestas y bien fundamentadas, y en eso está trabajando ASAJA. Sabemos que no es fácil pero en todos estos años hemos conseguido avances, pequeños pero significativos, que en su momento parecían inalcanzables.  Entre ellos, hay que destacar la creación de cebaderos T1, que han permitido dar una salida a animales afectados por la campaña, logrando que no se devalúe la carne y evitando además que se aprovechen los intermediarios de ellos. Igualmente, ASAJA destaca el camino que se ha avanzado en el reconocimiento por parte de la administración de que ganado y fauna salvaje son las dos caras de la misma moneda, y que si se quiere lograr una buena sanidad en el ganado es esencial controlar a los animales salvajes. “Hace unos años no admitían la vinculación entre ganado y fauna y la existencia de contagios cruzados, y hoy es una prioridad en el ministerio”.

Por todo ello, ASAJA va a seguir trabajando de firme, por un lado atendiendo uno a uno a los ganaderos, y por otro transmitiendo las reivindicaciones del sector a las administraciones.

Compartir