Después de numerosas reuniones, el sector industrial no ha mostrado la más mínima intención de aceptar cualquier tipo de acuerdo contractual, por lo que el sector de ovino de leche se plantea retomar las movilizaciones.

El sector ovino de leche (ASAJA, UCCL-COAG, UPA, Coordinadora Agraria-COAG y la Unión Regional de Cooperativas, URCACyL) lleva dos años sumido en una profunda crisis que se acrecienta con la imparable subida de los costes de producción y la paulatina bajada de los precios de la leche, lo que esta llevando a las explotaciones a una angustiosa situación.
Ya en el pasado mes de enero (días 24 y 26) se paralizaron las movilizaciones previstas frente a la industria y la administración, dando un voto de confianza al diálogo y la negociación, como prueba de buena voluntad del sector productor. Después de tres reuniones de todo el sector, con la mediación de la Consejería de Agricultura y Ganadería, no se han conseguido avances significativos que prevean una posible solución a la situación de crisis.
En el último encuentro mantenido, la Consejería se comprometió a convocar a todas las partes a una reunión antes del 21 marzo, para llegar a un acuerdo sólido en el tema del contrato tipo de leche de oveja. Si en esta fecha no se llega a un compromiso por parte de los transformadores, el sector productor se verá avocado a retomar las movilizaciones aplazadas.
Compartir