El próximo 1 de abril se abre la veda para cazar especies como el corzo, la cabra montesa, el jabalí o el zorro

Casi in extremis, las Cortes autonómicas salvaban la temporada de caza 2019 en Castilla León, que comenzará el 1 de abril. El parlamento autonómico, con el apoyo de PP, PSOE y Ciudadanos, daba curso a la nueva Ley de Caza, para sortear el bloqueo de la anterior, paralizada por los tribunales «hasta nueva orden», a instancias del Partido Animalista contra el Maltrato Animal (Pacma).

En el boletín oficial de Castilla y León del 29 de marzo se publica la modificación de la Ley 4/1996 o Ley de Caza en la Comunidad Autónoma de Castilla y León, que se aprobó el miércoles 27 en las Cortes autonómicas.

La nueva norma establece que el 1 de abril se abre la veda para cazar especies como el corzo, la cabra montesa, el jabalí o el zorro, con el objetivo de conservar la naturaleza, proteger los ecosistemas y dinamizar las economías rurales. “La caza es una actividad que debe ejercitarse de manera racional y ordenada, de manera que se garantice la existencia permanente del propio recurso, es decir, el estado de conservación favorable de las especies que aquí se regulan, su utilización razonable y la estabilidad de los procesos y equilibrios naturales”, tal como se señala en la normativa.

BOCyL

Compartir